Bolivia, a través de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), tiene pensado invertir en Perú con el fin de agrandar su mercado energético. El Ministro de Hidrocarburos, Luis Alberto Sánchez, aseguró al medio Cambio que “nos interesa mucho Perú, tenemos la intención de hacer inversiones en ese país. Hay la posibilidad de asociarnos con Petro Perú para comercializar GLP (gas licuado de petróleo) en regiones muy cerca de la frontera con Bolivia”.

En reunión con autoridades peruanas, Sánchez planteó la posibilidad de construir una gran planta de almacenamiento de hidrocarburos en el puerto de Ilo en Perú, que tiene una tajada de administración boliviana, para importar gasolina, diésel y crudo. Además, esbozó la posibilidad de construir un oleoducto que abastezca a La Paz. “Hay también otro proyecto importante de poner una planta de licuefacción para exportar volúmenes de gas por el puerto de Ilo”, agregó Sánchez.

El objetivo de la reunión de Sánchez con su par peruano, el ministro de Energía y Minas, Francisco Isómede, que se efectuó en el marco del convenio institucional de cooperación en la industria de los hidrocarburos, fue fortalecer la cooperación e integración energética entre ambos países; por ello, los secretarios de estado intercambiaron información y experiencias sobre la cadena de comercialización del GLP, gas natural, así como también la exploración en cuencas y áreas de interés mutuo, experiencias normativas, y las buenas prácticas desarrolladas en hidrocarburos entre Perú y Bolivia.