El proyecto Paseo del Bajo, considera siete kilómetros y 12 pistas que reducirá los tiempos de traslado en 40 minutos.

El gran Buenos Aires se encuentra en plenas obras del Paseo del Bajo, el nuevo corredor vial de 7,1 kilómetros de largo que conectará las Autopistas Illia, Buenos Aires-La Plata y 25 de Mayo, con enlaces hacia el puerto y el Terminal de autobuses de la zona de Retiro. La obra, realizada por el Ministerio de Desarrollo Urbano y Transporte de la Ciudad a través de Autopistas Urbanas S.A. (AUSA) y la Corporación Antiguo Puerto Madero, generará un importante cambio en el tránsito, ya que mejorará la conexión entre norte y sur, reducirá casi en 40 minutos el ingreso a la ciudad y quitará de la superficie el tránsito pesado y los autobuses de larga distancia a partir de abril de 2019, fecha en la que se está programada su puesta en marcha.

Paseo del bajo

El Paseo del Bajo tendrá 12 carriles: cuatro de ellos serán exclusivos para camiones y autobuses de larga distancia, cada uno de 3,50 metros de ancho, con acceso directo al puerto y al Terminal de Retiro. Los ocho carriles restantes estarán destinados para vehículos livianos.

El proyecto que beneficiará a más de 25.000 vehículos diarios y que creará más de 6 hectáreas de áreas verdes tendrá un costo total de US$650 millones.

Vea un video aquí