La industria de la construcción Argentina está enfrentando duros momentos. El país, que desde antes de la pandemia buscaba salir de una recesión con fuertes caídas de su PIB durante 2018 y 2019, ha sido testio de la pérdida de más de 50.000 puestos de trabajo en la construcción entre marzo y mayo.  

Camarco

En este contexto es que la Cámara Argentina de la Construcción (Camarco) ha encargado un tercer estudio para medir el impacto que ha tenido la pandemia del covid-19 en la industria, y los resultados no son alentadores. 

El informe, elaborado por Marketing & Estadística, considera 284 encuestas que se realizaron a mediados de junio. 

Entre los principales resultados mencionados en el estudio están que: 

- De las obras con contrato vigente solo el 34% están con desarrollo normal, el 22% están paralizadas y otro 21% demoradas por causas ajenas a la empresa. 

- En mayo de 2020 el 53% de las empresas presentaron algún presupuesto/ oferta. El 46% no presentó ninguno.

- El 79% de la empresas constructoras consultadas no tuvieron ninguna adjudicación en mayo. 

- Luego de casi 3 meses desde el inicio de la pandemia, una importante cantidad de empresas no están pudiendo cumplir sus obligaciones tributarias.

- El 27% de las empresas tuvieron que suspender personal bajo convenio UOCRA. El 37% estima que las suspensiones seguirán al menos hasta el mes de agosto de 2020. 

- En lo relativo a las expectativas del sector para los próximos tres meses, el 21% espera que la actividad mejore, el 29% que se mantendrá igual y el 31% creé que la actividad disminuirá.

- Respecto de la facturación esperada para los próximos seis meses, sobre la base de lo presupuestado, el 66% de los consultados indica que la producción del semestre será un 50% o menos de lo esperado a comienzos del año.