En el último año se han visto decenas de proyectos en la región entre los que destacan puentes, carreteras, túneles, puertos y aeropuertos, entre otros. Tales iniciativas requieren grandes cantidades de concreto u hormigón. Al mismo tiempo, el lugar donde se emplazan estas obras, suelen ser, por ejemplo, aminos o puentes viejos que hay que demoler antes de comenzar a construir.

Antiguamente se acostumbraba dejar los escombros en vertederos, como simple basura. Sin embargo, la creciente conciencia ambiental, las leyes regulatorias y el afán de los constructores por mantener precios de mercado bajos, han hecho que el manejo de escombros hoy sea visto como una oportunidad.

Demoler y reciclar requiere de una maquinaria idónea que soporte tales trabajos; no obstante, aún hay gente que rompe con cargadores frontales. Sin embargo, la industria está demandando versatilidad, eficiencia y tecnología y CLA investigó respecto a qué ofrecen algunos fabricantes de este tipo de maquinarias.

Martillos y trituradores

FOTO1CAT

Los martillos B Series CAT tienen varios tipos de herramientas, tales como moil, cono, cincel y romo. Esto permite adaptar el martillo a una gran cantidad de aplicaciones, como rotura de rocas y separación de barras de hormigón para reciclaje.

En Caterpillar cuentan con una nueva línea de martillos hidráulicos para sus equipos compactos llamada “B Series”; la cual llega al mercado en dos versiones: silenciada y no silenciada. Adecuados para excavadoras hidráulicas que pesan entre 18 y 40 toneladas, “cada martillo B Series se prueba según la norma ISO antes de ser entregado al cliente”, dicen desde la compañía. Al mismo tiempo, Caterpillar continúa ofreciendo martillos “H Series”, en su versión silenciada para la misma línea de productos de la marca y que alcanzan hasta los 800 golpes por minuto.

“Hoy, las retroexcavadoras cuentan con un enganche rápido para que el cambio de herramienta se haga de manera rápida y segura, en el lugar de trabajo y sin la necesidad de un mecánico para realizarla. Esto también permite, que la misma máquina realice la demolición y posteriormente la carga”, explicó Pedro Carvalho Especialista de Aplicación de productos Caterpillar. Además, hoy las estructuras son cada vez más robustas, y con difícil acceso. “Por eso los equipos compactos y los martillos hidráulicos están ganando un lugar en el mercado para demoliciones simples”, agregó Carvalho.

FOTO2 INDECOHP 100

El pequeño martillo HP100 de Indeco se puede adaptar a excavadoras compactas y mini cargadores y es capaz de liberar 160 J por golpe.

En tanto, la fabricante italiana de martillos demoledores hidráulicos, Indeco, presentó en la pasada feria Bauma, en Alemania, la nueva línea de trituradores hidráulicos IMH, “los cuales fueron probados en Norteamérica y estarán pronto disponibles en todo el mundo”, señaló Michele Vitulano, Responsable de Marketing de la marca, quien agregó que “este set de accesorios puede transformar excavadoras y pequeñas palas en eficientes equipos de demolición”.

También, en respuesta a la proliferación de mini excavadoras en el mercado, nace el HP 100 y el IRP 5 X, un martillo hidráulico y el quebrantador giratorio más pequeño de Indeco, respectivamente, ambos capaces de ofrecer buenas prestaciones en espacios reducidos.

Los europeos de Keestrack, lucen sus trituradoras de impacto móvil, las que “son perfectas para reciclar el hormigón”, enfatizó Paul Fox, Gerente de Distribución y Ventas para LA. Además, los diferentes modelos R3, R5 y R6 tienen una capacidad de 250 hasta 500 toneladas por hora y están disponibles en versión diésel/hidráulico e híbrida y eléctrica plug-in, reduciendo aún más la huella ecológica.

A su vez, con un separador magnético Neodym, los ferrometales se pueden recuperar del hormigón armado tras aplastar el hormigón en las trituradoras de impacto. En tanto, “el tamificador de viento opcional separa el material contaminado del producto y el afterscreen con transportador de retorno asegura los productos finales dentro de las especificaciones dadas”, aseguró Fox.

Por su lado, desde Rockster, presentan la trituradora móvil R700S; la cual ha sido desarrollada para espacios reducidos. Además, el R700S es totalmente hidráulico y posibilita el reciclaje con asfalto, hormigón y otros residuos de construcción. “Lo que antes era un costo, hoy puede ser un beneficio. En lugar de comprar nuevos agregados en canteras, se pueden producir a partir de desechos de demolición en el sitio para ser usados, por ejemplo, como producto sub base vial”, comentó Perry Holt, Gerente de Ventas para Latinoamérica de Rockster.

Tecnología y versatilidad

“La versatilidad y habilidad de la máquina en intercambiar sus herramientas es fundamental para una buena ejecución de las obras”, argumentó Carvalho, quien además señaló que “tener la herramienta ideal es clave para ser más productivo y tener un menor costo operacional.

En la línea de la versatilidad, Vitulano de Indeco, destaca el multifunción IMP, el cual incorpora nuevos dientes intercambiables en el demoledor y pulverizador, mientras que cuenta con cuchillas reversibles en la versión cizalla. A su vez, “contamos con un nuevo sistema de eliminación de polvo para nuestros martillos demoledores, que permite reducir al máximo la exposición del operador a micro partículas de sílice”, dijo Vitulano.

Asimismo, los austriacos de Rockster reafirman esto, pues “los productos deben mostrar flexibilidad para adaptarse a distintas aplicaciones, pero a un bajo costo”, comentó Holt y prosiguió: “las innovaciones como el sistema Rockster Duplex permiten a los clientes, por ejemplo, utilizar 2 tecnologías de trituración; una trituradora de impacto y una trituradora de mandíbulas en una máquina base, por lo que se pueden cubrir 2 campos diferentes con una sola inversión. De este modo, las trituradoras R900 y R1100DS pueden utilizarse como trituradora de mandíbulas R800 y R1200D y viceversa, es decir las trituradoras de mandíbulas pueden utilizarse como trituradora de impacto”, complementó.

FOTO4 ROCKSTER R1000S-RS100-RB92_demolition_debris_04

La trituradora de impacto Rockster R1000S cuenta con un separador magnético ajustable en altura hidráulicamente, además cuenta con sistema de cribado opcional para circuito cerrado.

A su vez, Rockster ofrece un sistema de cribado opcional, el cual permite una producción de granulado final definido en un 100%, sistema que cuenta con una criba vibradora circular compacta RS73, en combinación con la cinta RB65, de doble función, es decir, para retorno y descarga.

Además, garantizan precisión gracias a la pantalla multifunción, cuyo ajuste hidráulico de las herramientas y de la movilidad del equipo “redundan en una extraordinaria calidad del granulado final”, dijo Holt. Los clientes buscan maquinaria multifuncional que pueda limpiar, aplastar y tamizar todo de una vez. Así, “en Rockster ofrecemos una amplia gama de productos, con diferentes tipos de pantallas que ayudan a crear el grano perfecto para su reutilización en construcción”.

Desde Keestrack, señalan que “configurar la trituradora de impacto a través de su pantalla, puede generar dinero con hormigón armado que ya ha sido desechado”, especificó Fox. A su vez, agregó que los ajustes de la maquinaria pueden ser modificados fácilmente, de manera de crear diferentes productos finales: “Esto es una economía circular, un win-win para el medio ambiente, para los recicladores y para los gobiernos, pues garantizamos productos reciclados seguros”.

Por su parte, los alemanes de Kleemann, perteneciente a Wirtgen Group, sostienen que “la operación de las plantas trituradoras es cada vez más compleja debido a los requisitos que se imponen. Al mismo tiempo, la tecnología debe ser confiable y lo más simple posible para operar, sin largos períodos de instrucción y familiarización. La interfaz entre el hombre y la máquina le permite a uno usar nuestras plantas trituradoras de manera adecuada y utilizar sus capacidades de manera muy fácil”, dijo Mark Hezinger, Director de Marketing de Kleemann.

Al respecto, los alemanes lucen su solución Spective, la cual se caracteriza “por mostrar solo las funciones necesarias, con símbolos claros y funciones de planta reconocibles, pudiendo ajustarse en pocos pasos, reduciendo errores operativos”, sostuvo Hezinger. Además, dijo que, “los datos de funcionamiento de la máquina se pueden recuperar a través del panel táctil y los niveles de llenado de aceite lubricante y diésel, por ejemplo, se pueden ver en la interfaz de usuario de la planta”.

De-construir para construir

“El mercado de demolición está en crecimiento, especialmente donde hay cada vez menos espacios disponibles para nuevas construcciones”, esbozó Carvalho. De acuerdo con ello, Paul Fox, agrega que el reciclaje a su vez “es cada vez más importante para ahorrar en productos y materias primas, reduciendo el impacto en el medio ambiente”.

Fox repara que existen regulaciones, que dependen de cada país, y que son estrictas sobre la composición y utilización del hormigón reciclado. “Al reutilizar un producto proveniente de una demolición, hay que comprobar su calidad, pues si es deficiente en su estructura, no puede utilizarse en cualquier obra, quizás podría ser un sub producto para construcciones viales. Es por eso que las normas de cada país son importantes para ver en cuáles aplicaciones puede utilizarse material reciclado”.

FOTO3 KEESTRACK R6 and S5

La trituradora R6 de Keestrack cuenta con un sistema hidráulico de detección de carga que reduce el consumo de combustible en un 25%. Mientras que la apiladora S5 puede apilar de 2.500 a 15.000 toneladas.

En ese sentido, Holt añade que, haciendo un buen reciclaje con unidades móviles de trituración y cribado, además de ser un subproducto para carreteras, “un reciclado de buena calidad puede reutilizarse y crear valor. Con el reciclaje lo que antes era costo hoy puede ser ganancia”. Es por eso que desde la compañía ofrecen el soplador de aire de la trituradora R1000S, que “genera una precisión y definición del grano muy limpio al separar eficientemente distintos tipos de sustancias”, añadió el ejecutivo de Rockster.

Es por eso que la calidad del grano final es muy importante para el futuro del RCD, tal como explica Holt: “hay que tener la capacidad de producir agregados CLEAN-CRUSHED-CUBIC para su reutilización en la industria de la construcción y al menor costo por tonelada M3 producida. Esto aumentará el atractivo para los constructores”.

FOTO6 KLEEMANN

SPECTIVE está disponible inicialmente para MOBICONE MCO 11 PRO y las trituradoras de impacto más recientes de la serie MOBIREX MR EVO2.

Hay que aclarar que, en la actualidad, el material que proviene de RCD solo está permitido para uso “no estructural” en muchos países. “Sin embargo, el material estructural solo representa el 18% -24% de cualquier estructura. El resto de un edificio, como los pisos, las paredes, los acabados sanitarios y la cocina, se pueden instalar utilizando agregados de construcción reciclados, ladrillos, paredes secas y otros materiales”, aclaró Holt.

Los ejecutivos coinciden en que las nuevas tecnologías que producen un hormigón de mejor calidad no son un problema para las trituradoras, ni para los martillos; “solo hay un mayor desgaste de piezas”, aclaró Fox, lo que complementa Holt al explicar que “hay edificios antiguos que tienen fiebre del concreto y eso debilita el material y lo hace poroso. Hoy hay que hacer un análisis acabado antes de mezclar ciertos materiales”.

A su vez, Hezinger, aboga porque quienes están a cargo de la construcción sean más propensos a utilizar material reciclado, pues “la mayoría de las veces el personal a cargo prefiere material proveniente de las canteras, por miedo a lo desconocido y no están dispuestos a arriesgar su trabajo solo por ser vistos como ecológicos”. A su vez, añade que “hay intentos por fomentar el uso de reciclados; por ejemplo, ciertos países ofrecen mejores calificaciones en las licitaciones por el uso de productos reciclados”