La W 150 CF destaca por su mayor productividad y rendimiento en cuanto a superficie.

Una fresadora compacta Wirtgen W 150 CF equipada con la nueva unidad de fresado de 1800 mm, está trabajando a lo largo del principal corredor urbano de Torreón (Coahuila, México) con vistas a la implementación de un moderno sistema de autobuses rápidos (BRT), proyecto que, entre itras cosas, incluye un nuevo carril exclusivo de hormigón hidráulico junto a la rehabilitación de los dos carriles de asfalto adyacentes.

W_photo_W150CF_00055_HI

La W 150 CF/W 150 CFi puede abordar una gran variedad de trabajos diferentes.

Antes de poder iniciar la construcción de los nuevos carriles, la contratista de fresado TATSA (Triturados Asfálticos de Torreón S.A de C.V.) tuvo que eliminar íntegramente el pavimento a una profundidad de fresado de entre 25 y 30 cm. El equipo de Wirtgen posibilita la remoción de la profundidad total en una pasada, pero dependiendo del requisito de cada tramo, se realizó el fresado en dos o tres. “Estas carreteras son antiguas y se han repavimentado muchas veces a lo largo de los años sin hacer ningún trabajo de fresado. En algunas zonas, el pavimento está incluso por encima de la acera”, explicó Gisela Gutiérrez, ingeniera encargada de coordinar la producción en TATSA.

Cumpliendo requisitos

En su totalidad, el proyecto cubre un tramo de 24,3 km e incluye la integración de 9,3 km de carriles confinados en posición central en Torreón, además de 15 km de autopista entre Torreón y Matamoros. En la licitación se estipulaba una fresadora única que pudiera trabajar en varias ubicaciones de la ciudad en un mismo día. Debido a este requisito y a que este proyecto se desarrollaba en espacios confinados, la contratista eligió la 150 CF con una unidad de fresado de 1800 mm.

También fue relevante el peso de transporte optimizado de la máquina, dado que permite un desplazamiento rápido entre las distintas ubicaciones de las obras.

“Antes de participar en esta licitación, nos pusimos en contacto con los expertos en aplicaciones del distribuidor de Wirtgen Group, Construmac. Pronto tuvimos claro que la W 150 CF sería la solución ideal para este trabajo. Tras su llegada, la máquina nos convenció de inmediato. Entretanto, ya hemos pedido una nueva unidad para desarrollar más proyectos en México”, afirma Ruben Tinoco, ingeniero y propietario de TATSA.

W_photo_W150CF_00039_HI_Multiplex

Gracias al Flexible Cutter System, los usuarios pueden alternar de forma rápida y sencilla entre tambores de fresado con diferentes anchuras de trabajo.

Nivelación

Una de las principales ventajas de la W 150 CF es su tecnología de nivelación LEVEL PRO, que va comparando continuamente la profundidad de fresado real con la profundidad de fresado que se tiene como objetivo. “LEVEL PRO es capaz de trabajar con diferentes sensores (de cable, de cilindros hidráulicos, ultrasónicos y de inclinación, o bien sensores láser y Sonic Ski, además de sistemas Multiplex) y se puede ampliar en función de las necesidades. También es posible una nivelación 3D gracias a las interfaces instaladas, que son compatibles con sistemas 3D de los fabricantes más habituales”, explican desde Wirtgen.

TATSA empleó el sistema Multiplex. En él, tres sensores a cada lado de la máquina escanean la altura. El sistema de nivelación automático incorpora las tres mediciones a su análisis a fin de cumplir exactamente el objetivo predeterminado de profundidad de fresado, a la vez que garantiza que no se copie ninguna irregularidad de la superficie de la carretera.

“El trabajo con el sistema de nivelación de Wirtgen Level Pro Plus y el sistema Multiplex es intuitivo y cómodo, y los resultados del fresado fueron una superficie fresada uniforme, ajustada a la línea y nivelada. Esto es un factor crucial a la hora de pavimentar las nuevas capas de superficie y evitar costosas medidas correctivas en forma de capas de nivelación de asfalto», explica Liborio Frías Estrada, ingeniero coordinador de las obras de fresado para el proyecto de BRT en Torreón.