Las inversiones superaron los US$135 millones.

Tras cuatro años de retraso, el Túnel Ferroviario de Manzanillo fue oficialmente inaugurado. La infraestructura completa está integrada por el túnel ferroviario de 450 metros, vialidades adyacentes al Portal API de 12 kilómetros, así como el viaducto ferroviario Portal Laguna, de 650 metros. Las obras responden a que la capacidad que tenían los puertos era para mover 260 millones de toneladas al año. Sin embargo, la nueva infarestructura permitirá operar 530 millones de toneladas.

manzanillo

Las obras, cuya inversión superó los US$135 millones, contribuirán a impulsar las actividades comerciales en el Puerto de Manzanillo, a más de 800 kilómetros al oeste de Ciudad de México. “Todo el proyecto incluye este túnel ferroviario; además de la ampliación a seis carriles de la autopista Colima-Guadalajara; la construcción del Hospital Materno Infantil en Villa de Álvarez; las obras viales para Comala, Coquimatlán, Cuauhtémoc e Ixtlahuacán; haber concluido el Parque Metropolitano de Tecomán, que está próximo a ser inaugurado; la carretera Pez Vela-Jalipa; y obras viales en Armería, Minatitlán y Tecomán”, informó la presidencia de la república de México.

Además, durante el evento, Gerardo Ruiz Esparza, titular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) de México, anunció que en septiembre próximo se iniciará la construcción de un terminal de carga general y manejo de automóviles en el puerto de Manzanillo. Esta infraestructura permitirá el manejo de un millón 400 mil toneladas y 54 mil vehículos por año, por lo que a finales de 2018 el puerto podría registrar más de 44 millones de toneladas de capacidad instalada para mover, en contraste con los 26 millones que habían en 2012.