El fabricante de equipos compactos con sede en Alemania, Wacker Neuson, ha informado una caída anual de más del 25% en los ingresos del segundo trimestre a medida que continúa el impacto de la pandemia del coronavirus.

Wacker HQ

Como resultado, los ingresos para el primer semestre de 2020 disminuyeron en más del 16%, mientras que las ganancias antes de intereses e impuestos (EBIT) para el primer semestre cayó más del 40% de €86,2 millones (US$102,3 millones) a €50,4 millones (US$59,8 millones).

Con ventas del segundo trimestre por un total de €385,9 millones (US$462,4 millones), la compañía registró ingresos de €796,7 millones (US$945,8 millones) durante los seis meses al 30 de junio, en comparación con los €952,6 millones (US$1.131 millones) en 2019. Las peores disminuciones fueron en las Américas y Asia-Pacífico.

“Después de un comienzo positivo para el año fiscal 2020, la situación económica sufrió una fuerte recesión desde mediados de marzo en adelante debido a la rápida propagación del coronavirus”, dijo el CEO, Martin Lehner. “Los bloqueos generalizados crearon condiciones extremadamente desafiantes para nuestro negocio e interrumpieron las cadenas de suministro. Las interrupciones en la actividad de construcción de nuestros clientes y el alto grado de incertidumbre que rodea el desarrollo futuro de la pandemia tuvieron un impacto claramente negativo en el comportamiento de la inversión en la industria”, agregó.

La compañía dijo que la región de América ha sido particularmente afectada por la pandemia del covid-19, deprimiendo los ingresos del primer semestre en un 38% ya que las cuentas clave, incluidas las empresas de alquiler, adoptaron un enfoque extremadamente cauteloso para las inversiones.

Los ingresos para el primer semestre de 2020 en Asia-Pacífico se contrajeron en un 24,2%, aunque China disfrutó de un mejor segundo trimestre después de que la producción se reanudó en gran medida en abril.