México ha ampliado hasta el 30 de mayo las medidas de distanciamiento social para mitigar la epidemia del coronavirus, lo que no serían buenas las noticias en la industria de la construcción del país. De acuerdo a la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), cerca del 20% de sus 12.000 afiliadas, están en riesgo de cerrar permanentemente debido al paro de la industria. Son principalmente micro, pequeñas y medianas empresas ubicadas en su mayoría en los estados de Nuevo León, Quintana Roo, Baja California Sur, Yucatán y Ciudad de México. 

mexico

Entre el 13 de marzo y el 6 de abril casi 19.500 perdieron su trabajo 19 mil 426 trabajadores de la construcción ya habrían perdido sus trabajos. De acuerdo al presidente de la CMIC, Enríque Leal, esta cifra podría multiplicarse 25 veces a finales del mes. Según el dirigente, 80% de los negocios en el sector son de tamaño micro, es decir, tienen entre dos y 10 empleados, por lo que no contarían con la liquidez para hacer frente a esta crisis. “Hoy no tenemos cómo enfrentar esta contingencia porque las empresas que representamos son en su mayoría mipymes”, señaló.

Construcción

La construcción mexicana no estaba en buen pie para enfrentar la actual situación. De acuerdo con cifras de la Encuesta Nacional de Empresas Constructoras (ENEC), la industria acumula 19 meses negativos. De hecho, el sector se contrajo un 6,9% el año pasaso, y según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía el valor de la producción generado por empresas constructoras durante enero de 2020, principal variable de análisis sobre el comportamiento del sector, mostró una caída de 15,6%, respecto a enero del año pasado.

Según Forecastim, la industria podría registrar una caída del 9,5% en el primer trimestre del año si el paro de actividades implica una reducción de 50% en obras.