Una de las principales empresas de alquiler e ingeniería de Brasil llega a los 65 años con espíritu de innovación. 

Mills1

Con su nueva unidad de Business Intelligence, Mills quiere apoyar sus clientes desde durante las licitaciones, con ideas para perfeccionar proyectos.

En sus 65 años de existencia, celebrados en 2017, la brasileña Mills Estructuras y Servicios de Ingeniería ha acumulado logros. Se ha impuesto como referente en el mercado de arriendo del país, siendo responsable por masificar la utilización de plataformas de trabajo aéreo con seguridad. Además, ha contribuido con su división de servicios de ingeniería y moldes para hormigonado en grandes obras de la historia de Brasil.

El avance del tiempo le impone, en tanto, otros desafíos. Es con espíritu renovador que su actual CEO, Sérgio Kariya, enfrenta la crisis de Brasil y el reto de hacer que Mills crezca y mantenga la marca modernizadora que siempre le ha caracterizado.

En entrevista a CLA, Karyia mencionó algunos de los cambios corporativos que está realizando, uno de ellos muy estratégico. Se trata de la creación de una unidad de Business Intelligence.

De acuerdo con el ejecutivo, el mercado brasileño pasa por un cambio estructural, que le va exigir más respecto a normativas. “Cuando nuestro cliente sea contratado por el gobierno o concesionaria, se le exigirá más en términos de compliance y eficiencia. Por eso, queremos trabajar con los clientes en fase de propuestas, antes de la licitación, para hacer que sus proyectos sean más competitivos. Hoy entramos en la cadena más adelante. Queremos entrar antes”.

Sérgio Kariya se refiere a la necesidad permanente que tienens las empresas concesionarias de infraestructura en anticipar lo más posible el momento de retorno de sus inversiones. “Mientras más rápida es la obra, más temprano llega el momento en que el proyecto genera valor líquido. Nuestra idea es que, ayudando el cliente a pensar la ejecución, se reduzca la mano de obra y se gane velocidad, lo que va hacer que el cliente anticipe ingresos y que se fidelice con Mills”, afirma. Ésta sería la idea que motiva la creación de una unidad de inteligencia de mercado: trabajar mejor las fuerzas de Mills para ofrecer ventaja competitiva al cliente.

Crisis

Se podría pensar que de nada sirven nuevas estrategias si la economía sigue deprimida. Pero, aunque Kariya note alguna tímida recuperación en Brasil (“hace un mes y medio que el número de equipos enviados a obra es mayor que el de retornos”), la cuestión es preparar Mills para cuando todo se reanude.

En este sentido, lo que se está haciendo en la división de arriendo de plataformas de acceso es ejemplar. “Seguimos vendiendo parte de la flota, pero también estamos comprando. Queremos disminuir la altura de la flota para atender mercados ajenos a la construcción, como industrias y logística. Creemos que con este nuevo mix de productos de rental la empresa podrá ser más versátil y rentable”, afirma.

Mills2

Una reconfiguración de su mix de productos para arriendo llevará la empresa a los mercados de acceso aéreo fuera de la construcción, donde tiene fuerte presencia.

Además, Mills unificó las divisiones de Edificaciones y de Infraestructura bajo el título de Construcción. Con esto, la empresa mantiene su operación nacional con 30 oficinas de rental y capacidades de operación en servicios de ingeniería, pero con la fusión de divisiones se rebajó de 17 hacia siete el número de centros operacionales de almacenamiento y mantenimiento de equipos.

Todo para contornear una crisis económica que parece haber salido de su peor momento. “Conseguimos una discreta alza en los precios, tenemos una demanda que de a poco se recupera y un nuevo mix de productos. Esto me lleva a estar ligeramente optimista”, dice Sergio Karyia.

Temas