Gerdau, Vamos y Volkswagen Caminhões e Ônibus se unen en una alianza sin precedentes

En un acto que contó con la presencia del Vicepresidente Geraldo Alckmin, las empresas anunciaron una alianza que abarca todos los ciclos para la adquisición, desmovilización y reciclaje de 140 camiones antiguos

Gerdau, Vamos (concesionarias Transrio y Tietê) y Volkswagen Caminhões e Ônibus se unieron en un programa de renovación de la flota nacional, que incluye la retirada de las carreteras brasileñas de 140 camiones con más de 20 años de antigüedad.

La alianza, anunciada en un evento en la unidad de producción siderúrgica de Gerdau, en Araçariguama (SP), contó con la presencia del Vicepresidente de la República y Ministro de Desarrollo, Industria, Comercio y Servicios, Geraldo Alckmin, de otros representantes del gobierno, además de ejecutivos, empresarios y la prensa.

El programa de renovación de flota, instituido por el Gobierno Federal por medio de la Medida Provisional 1175, tiene como objetivo retirar de circulación autobuses y camiones al final de su vida útil y destinar la chatarra, resultando en beneficios socioambientales y económicos. Foto: Divulgación

Con el objetivo de proporcionar más calidad de vida y rentabilidad a los conductores autónomos, aumentar la productividad del sistema logístico brasileño, contribuir a la economía y a un futuro más sostenible, las tres empresas han desarrollado medidas inéditas para construir un ciclo completo de renovación de activos, basado en la responsabilidad socioambiental con beneficios para todos los eslabones de la cadena de valor.

Vamos, empresa de Simpar, líder nacional en alquiler y venta de camiones, maquinaria y equipos, con una amplia red de concesionarios de vehículos nuevos y usados, adquirió 140 camiones con más de 20 años de antigüedad (el más antiguo con 53 años) y propiedad de conductores autónomos. Esta adquisición, realizada por Vamos con la mayor red de concesionarios Volkswagen Caminhões e Ônibus de Brasil, tiene como principales beneficios:

  • Proporcionar liquidez financiera a los antiguos propietarios, que podrán beneficiarse indirectamente del programa gubernamental utilizando el importe recibido como anticipo en la compra de un vehículo seminuevo o incluso utilizarlo para proyectos personales;
  • Colaborar con la empleabilidad y rentabilidad de los conductores autónomos;
  • Promover la mejora de la salud y la calidad de vida de los profesionales de la conducción;
  • Reducir la emisión de partículas contaminantes mediante la correcta eliminación de los camiones viejos para su reciclaje;
  • Disminuir los accidentes y reducir el tráfico y la congestión, especialmente como consecuencia de la avería de los vehículos viejos, que requieren más mantenimiento;
  • Contribuir a la productividad de la economía y beneficios para la sociedad, con énfasis en los consumidores (productos de mejor calidad a mejor precio);
  • Reducir el número de enfermedades respiratorias y cardiovasculares, disminuyendo el coste social y económico para el sistema público de salud.

“Esta acción está alineada con nuestro propósito de contribuir a la renovación de la flota brasileña a través de nuestro ecosistema de negocios”, dijo Gustavo Couto, CEO de Vamos. “Con el predominio del transporte por carretera, modernizar y reducir la edad de los camiones en circulación en Brasil es esencial para mejorar la eficiencia logística y la productividad del sector y, lo que es igual de importante, promover beneficios para la economía, la salud, la seguridad y el medio ambiente”, añade el ejecutivo de Vamos.

La antigüedad de los vehículos adquiridos por Vamos (Transrio) varía de 28 a 53 años, y en las adquisiciones se invirtieron más de 5,6 millones de reales. Para adquirir los 140 camiones, la empresa hizo una prospección de camiones en lugares donde se concentra este tipo de vehículo, como los puertos de Santos (SP) y Río de Janeiro (RJ). Con 53 años, por ejemplo, el vehículo más antiguo trabajaba en el puerto de Santos, donde transportaba mercancías entre almacenes.

Tras la desmovilización, Vamos enviará los vehículos adquiridos a Gerdau, la mayor recicladora de chatarra ferrosa de América Latina, que se encargará de transformarlos en materia prima para la producción de acero 100% reciclable con baja huella de carbono. De esta forma, se cierra el ciclo de vida del camión en línea con la Economía Circular, concepto que consiste en crear soluciones colaborativas para incentivar el reciclaje y la reutilización de materias primas, proporcionando un uso más sostenible de los recursos naturales.

“Gerdau recicla 11 millones de toneladas de chatarra cada año, lo que equivale al volumen de coches producidos en un periodo de cinco años. El acero es un material infinitamente reciclable y, por cada tonelada de chatarra reciclada, se evitan 1,5 toneladas de CO₂e. Como resultado de su matriz de producción sostenible, Gerdau tiene actualmente uno de los promedios más bajos de emisiones de gases de efecto invernadero (CO₂e), con 0,89 toneladas de CO₂e por tonelada de acero, aproximadamente la mitad del promedio mundial del sector, de 1,91 toneladas de CO₂e por tonelada de acero”, afirma Rubens Pereira, vicepresidente de Gerdau.

Como parte de este proceso de renovación, Vamos adquirirá 140 camiones cero kilómetro de Volkswagen Caminhões e Ônibus, que están equipados con la última tecnología disponible en el país para motores diesel y generan menos combustible.

CONTÁCTESE CON EL EQUIPO
Cristian Peters
Cristián Peters Editor Tel: +56 977987493 E-mail: cristiá[email protected]
CONÉCTESE A NUESTRAS REDES SOCIALES