Saltos hacia adelante

By Fausto Oliveira27 March 2017

Compact

Los compactos conquistaron una parte del mercado en países desarrollados, y se preparan para la recuperación latinoamericana

Puede tomar tiempo percibir la lógica y ventajas de algo nuevo, pero si las hay, tarde o temprano se notará. Eso es lo que debiera estar presente en las mentes de los proveedores de equipos de construcción compactos cuando piensan en crecer en mercados emergentes como los países de América Latina.

Acostumbrado a ocupar demasiado las retroexcavadoras para una inmensa variedad de funciones, el mercado latinoamericano ya tiene opciones que multiplican las ventajas comparativas cuando se trata de aplicaciones menos exigentes o en espacios urbanos. La oferta de compactos crece y genera expectación en contratistas generales.

Ya no es posible ignorar que muchas veces aquella vieja retro va consumir bastante más diésel en tareas de menor exigencia que un compacto, que sus estabilizadores podrían dañar el suelo de un sitio que no sea exactamente de obra gruesa, o que el tiempo que le llevará llegar a un sitio urbano, con motor prendido y moviéndose en medio del tráfico de vehículos, es mucho mayor que el tiempo que le tomaría a un vehículo ligero cargado con un liviano compacto de 8 toneladas de peso operativo (que va con motor desprendido).

La lógica grita en los oídos. Y por ello en algún momento dejaremos las excelentes retroexcavadoras en su lugar ideal, como son las operaciones de más exigencia de fuerza, en sitios abiertos y con ciclos de trabajo más largos. Cuando llegue ese día, las ciudades latinoamericanas verán compactos en sus sitios de trabajo, y notarán cómo las obras pequeñas se concluirán más rápidamente.

Rápidos avances

En los mercados desarrollados, donde la lógica ya está clara y aplicada, los compactos son un segmento de mercado establecido. Por ende, lo que allá se avanza en término de equipos nuevos de alguna manera pone más valor a la oferta disponible para todo el mundo.

Basta con ver lo que una empresa especialista en compactos como es la alemana Wacker Neuson presentó en la última ConExpo, realizada en marzo en Estados Unidos. Su portafolio de equipos de menor porte es muy amplio, pero a ello se añadió un ejemplar con características especiales. Se trata de la cargadora compacta 5055e, la que es enteramente accionada con electricidad.

Y resulta que sus números no son desfavorables para este equipo, como el sentido común podría pensar. La cargadora de Wacker puede trabajar hasta 5 horas sin interrupciones con una carga de batería. La dirección gira las cuatro ruedas (lo que es casi un estándar en los equipos Wacker y agrega una maniobrabilidad excepcional en espacios restringidos), y su pala puede ser reemplazada por horquilla para funcionar como montacarga.

Pero lo excepcional del equipo es que puede funcionar en ambientes cerrados, como un centro de logística, en obras de túneles, donde el silencio sea necesario (como hospitales y escuelas), o aún donde haya animales (imagínese una obra en una gran empresa de agroganadería). Todo por sus cero emisiones de gases contaminantes y su casi absoluto silencio. Los ciclos de trabajo en estos casos estarían garantizados sin generar consecuencias que demandarían soluciones adicionales, como sistemas de supresión de gases y protección auditiva para trabajadores.

El nuevo sistema de Wacker está todavía en etapa de pruebas, pero la empresa promete que pronto lo pondrá a disposición del mercado.

Quien sí está presente en el mercado de América Latina con oferta de distribución regional desde Brasil es Link-Belt Excavators. La empresa, a través de su filial LBX do Brasil, tiene a disposición las excavadoras de la línea Spin Ace. Son dos modelos, la 80 Spin Ace con 8,4 toneladas de peso operativo y la 135 Spin Ace, con 13,5 toneladas.

La cuchara de la 80 Spin Ace puede tener entre 0,18 y 0,34 metros cúbicos, mientras que su hermana mayor puede recibir cucharas de entre 0,32 y 0,75 m3. La 80 tiene una característica importante para compactos, que es el ángulo máximo de giro de su pluma, que llega a los 130 grados, permitiendo alcanzar material lateralmente sin necesidad de giro de la cabina. Otro importante elemento es que sus orugas, aunque sean de acero, pueden soportar zapatas de goma, permitiendo así la entrada en ambientes con piso construido sin dañar.

El radio de giro de ambas excavadoras compactas Link-Belt es compacto. Así se manejan ciclos cortos de trabajo, lo que esencial para obtener productividad tratándose de estos equipos.

Otro fabricante que destaca en el segmento de compactos es la japonesa Hitachi, quien reclama el título de haber creado el concepto de la excavadora hidráulica y es una especialista en este tipo de equipos. Con el lanzamiento reciente de su excavadora compacta ZX19-5, Hitachi propone lo que se conoce como “zero tail swing”. Eso significa que el equipo puede girar la cabina sin tomar espacios por detrás, o sea, el espacio de la cabina se cuadra perfectamente con el ocupado por las orugas.

“Características como esta están haciendo que las mini máquinas encuentren cada vez más mercado no solo en otras partes del mundo, sino que también en América Latina”, dice Carlos Uriarte, gerente de ventas para las Américas de Hitachi.

Innovaciones

Para América Latina, el nombre Mecalac sería el de un nuevo actor que entra al mercado, pero se trata de un fabricante francés con buena experiencia y cúmulo de conocimiento y tecnología en lo que se refiere al segmento de compactos.

Creada en 1974, la empresa es ahora una multinacional con presencia en toda Europa y que recientemente ha abierto Mecalac Americas en Boston, EE.UU., para disputar el mercado de todo el continente, de norte a sur.

Dueña de premios por sus innovaciones técnicas y de diseño de equipos, como el Design Award en los Bauma Innovation Awards 2016 y otros, Mecalac tiene una propuesta a la vez interesante y valiente.

En su portafolio, hay excavadoras, cargadoras y retroexcavadoras, pero lo que destaca son sus soluciones de diseño y la aplicación de sus equipos. Quizás el mejor ejemplo es la serie MCR de excavadoras-skid: su propuesta es un equipo que según la empresa suma las características de una excavadora compacta y de una mini cargadora tipo skid steer.

Con tres modelos – de 6, 8 y 10 toneladas de peso operativo, la línea MCR de Mecalac se exhibió en ConExpo 2017, causando una importante impresión entre los asistentes de la feria. Básicamente, un equipo MCR tiene a la vez las capacidades de una excavadora pero, acoplando una pala, ejerce como cargadora con altura suficiente (hasta los 4,88 metros) para cargar material a un camión. Es más, las MCR pueden recibir aditamento de horquilla para funcionar como montacarga.

Además, como el brazo articulado tiene un alcance por arriba del promedio para una excavadora compacta, este equipo podría servir incluso como un manipulador telescópico compacto y rotacional. Por ejemplo, el brazo puede alcanzar alturas negativas (en relación a las orugas) de hasta un 15%.

El secreto de las MCR de Mecalac está justamente en la cantidad de articulaciones de su brazo y pluma, que permiten una cantidad muy interesante de movimientos hacia frente, arriba o abajo, lo que sumado al giro lateral total (de 360°) resulta en un equipo extremadamente versátil. También cuenta para esta versatilidad el sistema CONNECT para acoplamiento rápido de los aditamentos de la marca.

Además, su velocidad alcanza los 10,3 kilómetros por hora, y la empresa afirma que los equipos MCR pueden cargar hasta 40% de su propio peso mientras giran.

En su Europa natal, Mecalac concluyó recientemente la adquisición del negocio de Terex en Reino Unido, lo que supone agregar a su portafolio líneas de retroexcavadoras y mini dumpers de la tradicional marca estadounidense que son fabricados en Coventry, Inglaterra. Terex ha dado dos años para que Mecalac termine la transición de marca en los equipos fabricados allí.

Del otro lado del Atlántico, la empresa francesa está buscando distribuidores para integrar una futura red de dealers que incluya los países latinoamericanos. De acuerdo con sus ejecutivos, ya se puede afirmar que su intención es ganar los mercados en todas las Américas.

Los avances en el segmento de las mini maquinas responde a necesidades crecientes de trabajos de mantenimiento y reparaciones en áreas urbanas cada vez más densas y pobladas. La lógica indica que ha llegado el momento de hacer que la entrada de los compactos tenga sentido económico en América Latina. Esto depende de integrar más las redes de distribución, ofreciendo a los clientes finales mejores condiciones de adquisición, de servicio de posventa y de disponibilidad de piezas.

REVISTA
NEWSLETTER
Entregado directamente a su bandeja de entrada, el REPORTE SEMANAL DE CONSTRUCCIÓN presenta la selección de las últimas noticias, lanzamientos de productos, informes y mucha más información sobre el sector de la infraestructura en América Latina y el mundo.
Reportajes
Aplicando un gemelo digital
Conectar el mundo físico y virtual para planificar, diseñar, construir y operar proyectos es la apuesta de esta tecnología
BIM: metodología clave
La capacidad de recopilación y análisis cada vez mayor, junto con la necesidad de impulsar el espíritu empresarial, llevan al BIM a la cima de la cadena de la construcción
Los multi beneficios y validación de construtechs
Las startups están cada vez más presentes en el sector de la construcción y sus soluciones tecnológicas marcan la diferencia
CONTÁCTESE CON EL EQUIPO
Cristian Peters
Cristián Peters Editor Tel: +56 977987493 E-mail: cristián.peters@khl.com
Matt Burk Gerente de vendasr Tel: +1 312 496 3314 E-mail: matt.burk@khl.com
CONÉCTESE A NUESTRAS REDES SOCIALES