Sin infraestructura no hay negocio

By Juliana De Andrade26 January 2016

Cómo el proyecto 4G viene ayudando a Colombia en la reorientación de su economía con diversos otros

Cómo el proyecto 4G viene ayudando a Colombia en la reorientación de su economía con diversos otros proyectos de infraestructura adyacentes

La imagen de Colombia como un país colapsado por la violencia ya no existe. Hace por lo menos 10 años que el país viene superando las crisis económicas y ahora más recientemente la caída del valor de las materias primas, incluso mejor que sus vecinos. En los últimos diez años, la clase media colombiana se ha duplicado, pasando de un 15% a un casi 30% de la población, y la tasa de pobreza se redujo de un 50% a un 35%, lo que junto a una inflación bajo control, llevó el país a la 34ª posición en el ranking Doing Business del Banco Mundial (la cuarta economía latinoamericana en el listado).

Es cierto que esta economía se fortaleció durante la última década por el aumento en el precio del petróleo y commodities como el carbón, del cual el país cafetero es un importante productor. Como se conoce, el valor de estos recursos naturales ya no es el mismo visto algunos años atrás, sin embargo, existe la esperanza que su desplome no se mantenga por demasiado tiempo.

En el año 2014 se sintieron algunos coletazos de la crisis y Colombia creció solamente un 4,6%. En 2015 aún menos, cerca de un 3,5%, según datos del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE). Las exportaciones solamente en el primer semestre de 2015 bajaron 31,2%.

La reciente y brillante crecida colombiana se frenó y el país sin dudas vivió (y todavía vive) un momento delicado, que llevó a las autoridades a enfrentar un desafío mucho mayor: buscar una manera de reorientar su economía, que a pesar de todo, todavía se mostraba como una de las más sólidas de la región.

Infraestructura es la solución

La construcción de infraestructura no es sólo un fin, es también un medio para desarrollar las demás actividades económicas de un país. Cada dólar invertido en esta actividad representa un valor agregado de US$0,4 en la producción económica.

Teniendo esto en cuenta, hace mucho tiempo los gremios de infraestructura colombianos venían luchando para que el gobierno desarrollase un Plan Director de largo plazo para el sector transporte con el único propósito de velar por los intereses económicos del país.

Los expertos en economía comprendieron bien esa ecuación y se firmaron varios acuerdos de libre comercio. Colombia ha probado su capacidad de aprovechar ese recurso para llevar el país al crecimiento, pues sabía que ahora necesitaría más que todo de una infraestructura logística mucho más eficiente si deseaba cumplir todos ellos de manera adecuada, ya que si se comparaba con otros países latinos, todavía tenía una red vial muy por debajo de los promedios.

Así fue que nació una de las mayores apuestas del gobierno para el desarrollo del país: el programa de concesiones de cuarta generación más conocido como 4G, el que puso a Colombia en completo plan de construcción. Gracias a eso, el país ahora avanza a una modernización de toda su infraestructura, no solamente en lo que compete a redes viales.

El país está en obras.

EL 4G

El proyecto 4G consiste en 30 planes de concesiones viales por asociaciones público privadas, que prevén la construcción de 8.000 kilómetros de carreteras con una inversión que sobrepasa los US$20.000 millones.

El proyecto, iniciado en 2014, fue planificado en cuatro etapas, como se observa en las siguientes imágenes.

El Ministerio de Hacienda estima que el efecto de esos proyectos sobre el PIB durante su construcción será de 1,5% y que pueden generar entre 180 mil y 450 mil puestos de trabajo, lo que garantizaría la reversión en la caída de la economía.

Pero, uno de los principales beneficios directos será tanto la reducción en los tiempos de viaje, que llegará a un 30% entre las ciudades conectadas, como los costos operacionales del transporteque también disminuirán un promedio de un 20%. El trayecto más beneficiado será Medellín – Cali, que tendrá una reducción de un 46,6% en el tiempo de viaje y 29,7% en el costo de operación vehicular.

Obras adyacentes

El plan 4G no solamente reducirá los costos logísticos de las mercaderías que transitan por Colombia, sino que además estimulará el desarrollo de todas las regiones a través de la integración del territorio, lo que obviamente demandará la mejora en el nivel de los servicios urbanos, además de articulaciones terrestres, aéreas, marítimas y fluviales a lo largo de la geografía nacional.

El gobierno tiene eso muy claro, por lo tanto existe una movilización nacional para la mejora de la infraestructura interna de las ciudades. El Plan Nacional de Desarrollo 2014 – 2018 alberga diversas acciones como: reducción del riesgo, obras públicas, servicios públicos y construcción de puertos, aeropuertos y ferrocarriles, que permitirán dimensionar el objetivo final del 4G por generar más competitividad al país a través de su inserción a los mercados internacionales.

El plan tuvo su primera medida en la obligatoriedad de establecida a los concesionarios para que inviertanr parte de sus ingresos (2,5%) en seguridad, esto sobre todo en aquellas infraestructuras fronterizas, donde se podrá hacer más expedito el tránsito de personas de país en país.

Aparte de eso, es importante destacar lo que se refiere a infraestructura ferroviaria. El año pasado se inauguraron los primeros tramos de la rehabilitación del Ferrocarril Central Corredor Bogotá, Blencito, La Dorada y Chiriguaná, por US$63 millones. Además, actualmente existen otros siete proyectos privados para la construcción de ferrocarriles, dos en estudio de factibilidad, cuatro en evaluación y uno en ejecución.

En lo que se refiere a la infraestructura marítima se realizaron diversas inversiones en proyectos como el Puerto Nuevo Ciénaga en Magdalena. Para facilitar las exportaciones de carbón del país se está construyendo un viaducto y un canal de acceso, además de las obras de dragado en el Puerto Brisa Dibulla en Guajira.

Para la infraestructura aérea se listan importantes obras que fueron iniciadas en 2015 como la modernización del Terminal Simón Bolívar en Santa Marta, con una inversión de US$33 millones. También la modernización de los terminales de Cúcuta, Valledupar y Rafael Nuñez en Cartagena por US$6 millones. Los terminales de Quibdó, Rio Negro, Montería, Medellín, Carepa y Corozal están siendo modernizados y adecuados por un valor de US$120 millones.

Con respecto a la infraestructura eléctrica se espera que en los próximos cuatro años se desarrollen por lo menos 15 nuevos proyectos para que se fortalezca la ampliación del Sistema de Transmisión Nacional (STN) y el Regional (STR), los que se plasman en la Resolución 40029 de enero de 2015 y cubren los departamentos de Santander, Boyacá, La Guajira, Cesar, Magdalena, Valle del cauca, Caldas, Quindío y Huila. Los proyectos más relevantes serian: Promotor: UPME (Unidad de Planeación Minero – Energética) - inversión: US$143 millones. Subestación Palenque – Santander (230 kV) – año 2017, Subestación San Antonio – Boyacá – (230 kV) – año 2018, Subestación Las Cuestecita – Guajira – (500 kV) – año 2019, Segundo Circuito Copey – Fundación – (230 kV) – año 2019, Reconfiguración Enlace Virginia a San Marcos a Cartago – (230 kV) – año 2016.

Finalmente, en lo que concierne a la infraestructura hídrica, el país también se prepara para atender la creciente demanda. En Medellín, por ejemplo, la estatal Empresas Públicas de Medellín tenía una operación muy compleja para llevar las aguas residuales de la región hasta las estaciones de tratamiento en el Valle Aburrá. Las aguas pasaban por el municipio de La Estrella antes de llegar a su destino final, pero de manera muy incomprensible el tramo entre Caldas y La Estrella no estaba incluido en el proceso de tratamiento de aguas. Por eso, la EPM firmó un convenio con el área metropolitana para que en 2018 ya esté funcionando una nueva infraestructura que debería ampliar el servicio hasta Caldas. Esa obra costará cerca de US$9 millones. Hablando de aguas residuales, la planta Bello está siendo remodelada y deberá convertirse en la mayor del país. Prevista para empezar a operar en abril de este año, ya que las obras están con un 50% de avance, la nueva estación tendrá un túnel de 7,7 kilómetros que deberá transportar 6,5 metros cúbicos de aguas residuales desde las ciudades de Medellín y Bello hasta una planta de biosólidos en donde serán tratadas y posteriormente descargadas en el rio Medellín. El sistema retirará 123 toneladas diarias de contaminación residual del rio y costará cerca de US$570 millones.

Servicios urbanos

Desde el inicio de 2015, el gobierno colombiano, juntamente con la ministra de transportes Natalia Abello Vives, y la empresa inglesa de transportes Steer Davies Gleave, se dedicó a la tarea de desarrollar un plan director de transportes intermodal para el país en el periodo de 2015 hasta 2035 con el objetivo de soportar la creciente demanda que deberían generar las obras y operaciones de las nuevas vías del 4G.

El plan ya se pone en práctica. En Bogotá, por ejemplo, con la llegada de Enrique Peñalosa a la prefectura, deberían iniciarse una serie de proyectos relacionados a la infraestructura vial urbana financiados por medio de APPs, lo que cambiaría por completo la cara de la capital. El más importante de ellos es el metro, pero también otras 20 obras estratégicas deberían llevarse a cabo en la ciudad.

Una de ellas abarcaría todas las salidas para el norte de la capital, con una inversión de cerca de US$2,4 millones, la propuesta es construir 5 carriles en cada sentido de la carretera Norte, y expandirla hasta La Caro.

También existen dos iniciativas interesantes para el corredor Bogotá – Girardot, en la que se deberían intervenir 9,5 kilómetros del viaducto que se termina en avenida La Carrera 68, disminuyendo así el tránsito de ingreso a Bogotá a 7 minutos. La otra obra es la canalización del tránsito que viene de Villavicencio, que otra vez se puso en consideración, ahora para el proyecto. También sería remodelado el cruce de la avenida La Esperanza con la Primero de Mayo para conectar Bogotá con la Carretera Perimetral del Oriente.

REVISTA
NEWSLETTER
Entregado directamente a su bandeja de entrada, el REPORTE SEMANAL DE CONSTRUCCIÓN presenta la selección de las últimas noticias, lanzamientos de productos, informes y mucha más información sobre el sector de la infraestructura en América Latina y el mundo.
Reportajes
Latinoamérica en madurez vial
Una revisión a algunos de los principales proyectos de construcción vial en la región, que implicarían inversiones por más de US$18.000 millones.
Reparación vial: lograr más con menos
Road Widener cuenta con un accesorio que viene a facilitar las tareas de mantenimiento vial, el FH-R.
Especificar el remolque adecuado
Tres consejos para la elección del equipo preciso para el transporte de su pavimentadora.
CONTÁCTESE CON EL EQUIPO
Cristian Peters
Cristián Peters Editor Tel: +56 977987493 E-mail: cristián.peters@khl.com
Wil Holloway Gerente de vendasr Tel: +1 312 9292563 E-mail: wil.holloway@khl.com
CONÉCTESE A NUESTRAS REDES SOCIALES