En la provincia de Neuquén, al sur de Argentina, acaban de firmar el acuerdo por el Tramo Sur del gasoducto de Vaca Muerta.

En la provincia de Neuquén, Argentina, se proyectan algunas iniciativas que amplían el desarrollo hidrocarburífero, específicamente en Vaca Muerta, donde también se ejecutarán obras relativas al transporte y logística.

vaca muerta

Vaca Muerta

En primer lugar, el gobernador de la provincia de Neuquén, Omar Gutiérrez firmó un acuerdo con el presidente de Pampa Energía, Marcelo Mindlin, con el fin de otorgar la concesión no convencional de hidrocarburos de la zona El Mangrullo; cuya oferta de la concesión alcanza los US$2.500 millones por un plazo de 35 años.

En el mismo acto, el gobernador provincial firmó con Néstor Martín, Director de Negocios de Transportadora Gas del Sur (TGS), un acuerdo que garantiza la ampliación del yacimiento Vaca Muerta, a través de la construcción e instalación de un nuevo gasoducto llamado Tramo Sur, el cual captará la producción gasífera de distintas zonas aledañas. Solo el gasoducto Tramo Sur, de TGS, contará con una inversión de US$300 millones. En tanto el Tramo Norte ya está en ejecución.

Tramo Sur podrá transportar hasta 25 millones de metros cúbicos por día en su etapa inicial, por medio de un ducto de 33 kilómetros de extensión. En tanto, ambos tramos, el Norte en ejecución y el recién acordado Sur, aportarán a la infraestructura gasífera de Argentina 125 kilómetros de gasoductos y una capacidad de 60 millones de metros cúbicos diarios.

Adicionalmente, hay inversiones futuras que contemplan ampliación de ductos y de la planta de acondicionamiento que acompañe el ritmo de producción de Vaca Muerta; inversiones que rozarían los US$800 millones.