El equipo, según ALE, demostró alta eficiencia operativa y reducción de riesgos.

ALE ha demostrado la capacidad del TLG1000 para realizar izados de gran capacidad de forma segura y sin riesgos durante la instalación de un viaducto elevado de cinco kilómetros de longitud, en Argentina.

El TLG1000 de ALE izando una de las cuatro secciones de vigas en Argentina.

El TLG1000 de ALE izando una de las cuatro secciones de vigas en Argentina.

La compañía de origen inglés está operando en la instalación de 538 vigas de hormigón, de 230 toneladas cada una, por encima de las vías del tren San Martín, en Buenos Aires.

534 vigas se están instalando utilizando una viga lanzadora. Sin embargo, el espacio entre dos de las pilas es más grande que los vanos típicos donde se utiliza la viga lanzadora, por lo que para solucionar el inconveniente ALE encontró un método de izado alternativo. Como resultado de esto, se utilizó el TLG1000 para cuatro vigas.

“El nuevo sistema de pórtico hidráulico, con una capacidad de 1.000 toneladas y estabilidad desde su base, fue la solución ideal ya que tiene capacidad para izar las secciones del puente y llevarlas hasta su posición de manera segura”, señala la empresa en un comunicado.

Otro desafío fue la existencia de un caño de gas subterráneo y ALE tuvo que encontrar una solución de izado que evitara eso. “A pesar de que una grúa oruga de gran capacidad hubiera sido una solución más simple para instalar las secciones de vigas, no era posible utilizarla para izar debido a que la gran carga al suelo podía ocasionar la ruptura del caño”, afirma la compañía.

El sistema de pórtico TLG1000 podría repartir mejor la carga y de manera más uniforme. Además, cuenta con un sistema de monitoreo que brinda información sobre el asentamiento del suelo.

Se estima completar el trabajo en abril de 2019.