La compañía, como parte de su compromiso con la investigación y el desarrollo de nuevos productos, adopta una nueva dimensión para ayudar suministrar repuestos.

Volvo 3d

A medida que la industria de la construcción busca nuevos métodos para una producción eficiente, los fabricantes de equipos también están explorando formas adicionales de aumentar la productividad. Volvo CE ha introducido la impresión 3D para entregar repuestos a los clientes de manera más rápida y eficiente. La compañía también está invirtiendo en métodos de impresión 3D en la investigación y desarrollo de sus prototipos.

“Apoyamos a los clientes a lo largo del ciclo de vida de sus equipos”, dice Jasenko Lagumdzija, gerente de soporte comercial de Volvo CE. “Es especialmente bueno para máquinas antiguas en las que las piezas desgastadas ya no se fabrican de manera eficiente en los métodos de producción tradicionales. La producción de piezas nuevas mediante impresión 3D reduce el tiempo y los costos, por lo que es una forma eficiente de ayudar a los clientes ”.

Para su servicio posventa, Volvo CE se encarga de la creación de piezas de repuesto hechas de termoplásticos. Las piezas pueden fabricarse de cualquier forma y tamaño, y para cualquier unidad de la gama de maquinaria todoterreno de Volvo CE. Las partes típicas hechas por impresión 3D hasta el momento incluyen partes de una cabina, cubiertas plásticas y secciones de unidades de aire acondicionado. La compañía usa su propio archivo de dibujos, modelos 3D e información de productos para alimentar a la impresora y producir la pieza nueva correcta.

“El cliente obtiene exactamente la misma función en la sustitución de plástico por plástico”, dice Annika Fries, gerente de posventa de Volvo CE. “Aseguramos mucho la calidad: las piezas 3D tienen las mismas especificaciones, pasan por el mismo proceso que el original y obtienen la misma garantía, por lo que los clientes pueden estar seguros de que obtendrán una pieza genuina aprobada por Volvo”.

La creación de piezas nuevas a través del proceso de impresión 3D puede tomar tan solo una semana.

Además de que la impresión 3D es un elemento cada vez más deseable en la producción de repuestos, el proceso también lo está utilizando Volvo CE en la construcción de nuevos componentes para maquinaria prototipo. La compañía tiene varias impresoras 3D para este fin en sus instalaciones de investigación y desarrollo.